Garganta

Coloquialmente conocidas como la garganta, la faringe y la laringe constituyen una  verdadera encrucijada entre la vía aérea y la vía digestiva, que permite una correcta deglución, fonación y respiración. Además se encuentra en el cuello y las estructuras que contienen están íntimamente relacionadas.

La disfonía, los dolores de garganta, la dificultad para tragar o respirar, los atragantamientos, la tos, el picor y la sensación de mucosidad son molestias muy frecuentes, que requieren de tratamiento especializado.  Del mismo modo, siempre requieren de estudio y tratamiento cualquier lesión que aparezca en el cuello, bien sean nódulos, quistes, inflamaciones y tumores (benignos y malignos).

Gracias a los modernos endoscopios rígidos y flexibles, el abordaje de las enfermedades que afectan a la faringe  y la laringe es más eficaz y consigue mejores resultados. La colaboración con patólogos y radiólogos facilitan el diagnóstico de las lesiones que aparecen en la faringe, laringe y cuello.

Si quiere conocer mas sobre nuestros tratamientos, siga el enlace.