Niños

El principal beneficio de la terapia ocupacional es dominar habilidades que ayudan a los niños a desarrollarse,

Mediante el uso del “juego terapeutico” el niño desarrollará, recuperará o mantendrá habilidades de la vida cotidiana. 

Tras valorar los diferentes entornos del niño, se realizarán las oportunas modifiicaciones del mismo y adaptaciones de tareas (en caso de que fuera necesario) de manera que el niño pueda desenvolverse de la manera más autónoma posible.